sábado, 7 de julio de 2018

GERARDO BURTON





cuando duele la luz caída
  desde árboles, desde pájaros
que incendia la tarde

sólo lluvia sobre el mar
  agua en el agua y la espuma
que alza salobre viento
  sexo omnipresente y sin fin

un combate desigual
  enciende árboles de otoño, muerde
el aire con el sol envejecido

no hay vencedor: los pliegues
  de la sombra tienden
nubes, tampoco
habrá huida: el final
  es arder hasta la ceniza
o descansar
  en la margen ignorada