domingo, 22 de julio de 2018

ADÉLIA PRADO


Imagen relacionada



CON LICENCIA POÉTICA


Cuando nací, un ángel esbelto,
de esos que tocan la trompeta, anunció:
vas a llevar una bandera.
Carga muy pesada para la mujer,
esta especie aún avergonzada.
Acepto los subterfugios que me caben
sin necesidad de mentir.
No soy tan fea que no me pueda casar,
pienso que Río de Janeiro es una belleza y,
a veces sí, a veces no, creo en el parto sin dolor.
Pero escribo lo que siento. Cumplo mi destino.
Inauguro linajes, fundo reinos
–el dolor no es amargura.
Mi tristeza no tiene pedigree,
mi voluntad de alegría
tiene raíces en mi mil abuelo.
Vas a ser rengo en la vida es una maldición para el hombre.
La mujer es desdoblable. Yo lo soy.

                                      Trad. Guillermo Saavedra


 /fbk/guillermo.saavedra/
       
                       /adelia-prado-las-muertes-sucesivas