miércoles, 21 de mayo de 2014

JOHN TRANTER






Equilibrio


El viajero allí sentado se encorva sobre la mesa,
su mano juega con el vaso de pálido, agrio líquido.
En un rincón poco iluminado alguien toca una mandolina
y el calor vacila en la entrada.

Puede ver el ómnibus arrastrándose hacia
el desierto. Habiendo llegado a ninguna parte,
él encuentra una porción de desesperanza como una
pistola acurrucándose en cómodo equilibrio en la mano.


                                           Trad. Esteban Moore